Servicios
 
Trabajo social

Los ejes fundamentales sobre los que se asienta la figura profesional del trabajador social:

Promover el desarrollo de las capacidades de las personas que le permitan resolver los problemas sociales individuales y colectivos.

Fomentar el establecimiento de servicios y políticas sociales justas y alternativas para los recursos socioeconómicos existentes y actuar desde esa realidad.

Facilitar información y conexiones sociales que permitan la adaptación de los recursos formales e informarles a las necesidades cambiantes de las personas.

Velar por los derechos y deberes de las personas atendidas.

Coordinar el área social del centro, especialmente en los programas de intervención a las familias, y el programa de relación con la comunidad.

Ser el profesional referente a lo largo de todo el proceso de acogida, estada y despedida de la persona y su familia en el centro, velando por la continuidad de la atención.